hoy

hoy me despedí. me despedí de un proyecto, de un espacio, pero no de una vida. hoy, en todo caso, con todo y el dolor abracé mi vida. cuando me subí al carro no miré atrás pero miré atrás. luego sin mirar al frente pero mirando al frente hice lo que mejor se puede hacer en estos casos, poner una canción, cantarla, asumir el dolor y asumir que la muerte es lo único que nos separa. y a veces ni eso.

hice esto mismo (o algo muy parecido a esto) en estas mismas fechas hace veinte años. gerardo estaba conmigo, juan en mis brazos, mi madre a mi lado. ahora mi hermano y mi madre están sin estar y mi hijo, mi hijo no está en mis brazos, me extiende los suyos y me recuerda que esto también pasará.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *